-------------------------------------
10 rasgos que debes saber para evitar ser víctima de un abuso narcisista

10 rasgos que debes saber para evitar ser víctima de un abuso narcisista

- Por

Ser víctima de un abuso narcisista es un peligro al cual te expones cuando realmente estás completamente [email protected] y no conoces los rasgos que los caracterizan.

En SOY CURIOSO, cuídate.

Las personas con trastorno de personalidad narcisista ((NPD) se sienten con derecho a actuar como quieran. Sin embargo, a menudo niegan a otros esa misma libertad.

Este tipo de comportamientos son demasiado inquietantes y agotadores, entonces lo primeo que se debe saber para protegerse de estas conductas abusivas es conocer muy bien o que significa el diagnóstico de trastorno de personalidad narcisista.

Según la Clínica Mayo, «el trastorno de personalidad narcisista, es tan solo uno de los múltiples tipos de trastornos de personalidad, esta es una condición mental en la que las personas tienen un sentido inflado de su propia importancia, una profunda necesidad de atención excesiva y admiración, relaciones problemáticas y falta de «Empatía por los demás.

Pero detrás de esta máscara de extrema confianza se encuentra una frágil autoestima que es vulnerable a la más mínima crítica.

Si bien solo los profesionales de salud mental con licencia y la capacitación y experiencia adecuadas pueden o deben diagnosticar a cualquier persona con NPD (o cualquier otra afección), saber cómo reconocer ciertos rasgos y comportamientos característicos que muestran signos de abuso emocional puede ayudar a protegerse en las relaciones.

Los siguientes 10 comportamientos manipuladores son marcas registradas de hombres y mujeres con rasgos de personalidad narcisistas y señales de advertencia de que lo que estás experimentando puede ser abuso emocional:

1. Exteriormente encantadores, pero infernales en casa.

Al estar en sociedad o en público son agradables y muy empáticos, pero cuando vuelven a casa, pueden volverse degradantes, acosadores y egoístas en formas que no se muestran en público.

2. De piel fina, pero de cabeza gruesa.

Las personas con narcisismo pueden hacer pucheros cuando no son el centro de atención, pero cuando tiene necesidades o sentimientos heridos, pueden ignorar tus sentimientos o criticarlos por estar «necesitados» o «demasiado sensibles».

3. Obsesionado con su imagen, pero desprecia la tuya.

Este tipo de trastornos se expresa por media de la exageración de sus logros y la exaltación de sus talentos, pero no basta con inflar su imagen, sino que intentan despreciar los tuyos. Pueden minar su confianza al cuestionar sus decisiones.

Cuando sea tu turno de brillar, pueden ignorar tu éxito, arruinar tu gran momento con una rabieta o atribuirse tus logros.

4. Alta reputación, pero solo es superficial.

Están obsesionados con las opiniones de los demás y con pertenecer a los círculos sociales «adecuados para ellos». Aunque sus relaciones sociales suelen ser bastante superficiales, pues carecen de autenticidad  y reciprocidad.

La mayoría de las personas con este trastorno, nunca logran tener un amigo cercano.

5. Grandioso, pero frágil.

Las personas con narcisismo buscan ganar alabanza, superioridad y poder. Por el contrario, temen a los opuestos: perder, hacer el ridículo, que se exhiban sus defectos y se reconozcan sus debilidades. Debido a esto, rara vez se disculpan o admiten que están equivocados.

En el momento que laguen le objeta alguna equivocación, su reacción puede ser como actuación de victimización o el desfogue de una ira monumental.

Esta conducta siempre está a la espera de afecto y aprobación, pero esto no significa que ofrezca lo mimos, el amor o el afecto que ofrecen es condicional, que es ofrecido solo cuando existe algo que pueda favorecerles.

El amor que brindan es demasiado fluctuante y las razones para desvanecerlo son difíciles de entender.

víctima de un abuso narcisista

Fuente

7. Discute pero a la defensiva

En este aspecto las personas con narcisismo escogen peleas y usan el sarcasmos con insultos personales, ellos siempre tienen un enemigo, rápidamente se enojas si alguien se atreve a cuestionarlos o desafiarlos.

A este trastorno se le atribuye la necesidad de estar siempre en lo correcto, su punto de vista es muy radical, todo es blanco o negro. Entonces son personas que generalmente están obsesionados con la limpieza, el orden y los horarios estrictos.

Sus rutinas son bastante estrictas, pero si las cosas se salen de control entonces es posible que se sientan fácilmente inseguros o humillados, lo que finaliza en una depresión o con la reacción de culpar a los demás.

9. Necesidad de extrema atención, que es incapaz de compartir

La atención es el alimento del ego narcisista, en el momento que otra persona está hablando, se aleja o se torna impaciente, pues solo está interesado en el momento de la conversación en la que tiene que ver con ellos. Siempre están buscando el momento de brillar.

Si un ser querido está de buen humor y un narcisista no, el narcisista puede deleitarse en arruinar el estado de ánimo del otro, casi como si cuando algo positivo le sucede a otra persona, fuera una pérdida para el.

víctima de un abuso narcisista

Fuente

Sus enojos son totalmente justificados, el puede enfadarse e invadir la habitación de todo su aire emocional. Al igual que un familiar cuyo comportamiento antagónico arruina las vacaciones familiares, los narcisistas parecen ignorantes del dolor que causan a los demás.

Tratar estas conductas de este trastorno causa un desgaste y un agotamiento extremo, no es nada fácil, pues constantemente están justificando y ocultando su comportamiento en sus propias justificaciones.

Si estás a tiempo puedes tomar distancia de este tipo de personas, pues lo más probable es que seas víctima de un abuso narcisista.

Busca ayuda profesional, comparte.

Fuente del artículo