------------------------------------- --------------------------------------------------------------- POPUP MAIL CHIMP ads.txt teads.tv, 15503, DIRECT, 15a9c44f6d26cbe1
¡Ladrones energéticos! Te decimos como mantenerlos a raya

¡Ladrones energéticos! Te decimos como mantenerlos a raya

- Por

¿Te sientes especialmente agotado estos últimos días? y piensas que no has tenido suficiente actividad física para tanto agotamiento, ¡ladrones energéticos! están rodeando tu vida, hoy te decimos como mantenerlos a raya.

En SOY CURIOSO, tu bienestar

¡Ladrones energéticos! Cómo mantenerlos a raya

Si hay ladrones de energía que están a nuestro alrededor y causan más daño del que puedas imaginar. Aquí están quiénes son y cómo evitar que te hagan daño.
Estamos hablando del tipo de personas que solo toman y toman y toman (ya sea energía, emociones, tiempo, atención o lo que tienen) sin dar nada a cambio, agotando efectivamente cualquier vitalidad que hayan tenido antes de la interacción.
mujer agotada
Probablemente todos hemos tratado con una o dos personas ladronas de energía a lo largo de nuestras vidas

Ya sea un jefe o compañero de trabajo, una pareja romántica, un pariente, un amigo o un simple conocido.

1. Esto es lo que puedes hacer al respecto.

Piensa como esas personas molestas que hacen todo sobre sí mismos, no pueden hablar de otra cosa que no sean sus propios problemas y / o éxitos, sus necesidades y deseos, o sus proyectos particulares. Estas son personas que no parecen preocuparse genuinamente por usted, sino que solo se preocupan por lo que puedes darles o cómo pueden apoyarlos.

Si todavía no estás seguro de si tienes una de esas personas en tu vida, puedes hacerte esta pregunta:

¿alguna vez ha experimentado sentirse extremadamente cansado, aparentemente sin razón, después de interactuar con una persona específica?¿Eso sucede una y otra vez cuando los conoces?

Si es así, esa relación te está agotando, y eso es obviamente malo. No siempre es fácil identificar las acciones específicas que están absorbiendo tu energía, pero cuanto más te des cuenta de que está sucediendo, y cuanto más analices cada vez que suceda, más claro será.

2. Dos clases de ladrones energéticos

Se pueden separar en dos grandes categorías (aunque hay una amplia variedad) para empezar: los neuróticos y los narcisistas. 

  • Los ladrones de energía neurótica tienden a tener baja autoestima y a sentirse realmente heridos más allá de su capacidad de darse cuenta de que están absorbiendo la energía de quienes los rodean.
  • Los Narcisitas  por otro lado, son del peor tipo. Son manipuladores y saben perfectamente que te están agotando por su bien.Son incapaces de generar su propia satisfacción o «fuerza vital» por sí mismos y, por lo tanto, dependen de otros para que se los proporcionen. Carecen de empatía y nunca se preocupan genuinamente por otra cosa que no sean ellos mismos.

Es muy difícil saber a qué tipo pertenece un ladrón de energía en particular, especialmente si no estás familiarizado con la distinción neurótico-narcisista en primer lugar.

En la práctica, no importa demasiado (más allá del hecho de que uno tiene más probabilidades de mejorar que el otro con el tiempo). Ambos pueden ser tóxicos en cualquier momento de tu vida, y la forma en que lo enfrenta puede ser relativamente similar.

Mantenerlos a raya

Es probable que te sientas culpable por decir «no» o detener a los demás, incluso cuando claramente no son buenos para ti.

Siempre me siento una persona terrible si no estoy allí para alguien que lo necesite.

Pero esto es lo que debes recordar en este momento: está bien evitar que te roben la energía. No le debes a nadie seguir estando ahí para ellos si esa relación te perjudica por completo:

Debes ser el primero siempre, porque solo puedes dar energía a los demás si realmente tienes suficiente energía para ti.

Una persona que simplemente te quita y no te ofrece nada es peligroso de tolerar.

Hay dos formas generales de mantenerlos a rayo.

El que emplees dependerá en gran medida del tipo de relación que tengas con esta persona y de si necesitas o no seguir lidiando con ellos regularmente, por cualquier razón.

La primera es la más obvia: simplemente termina la relación. Mantenga a la persona fuera de su vida, ignore sus mensajes y rechace todos sus intentos de continuar su comportamiento tóxico.
Si realmente tiene esta opción, sin duda es la preferible. Es limpio y claro, y no tiene que gastar más energía para tratar con ellos.

Pero, si tu ladrón energético es un pariente a quien debes seguir frecuentando por alguna razón (tal vez es el padre de tus hijos, por ejemplo). O tal vez tenga otras razones que lo motiven a mantener a esa persona en su vida, tal vez estamos hablando de, digamos, un jefe cuya aprobación necesita para seguir adelante.

Cualquiera sea el caso, esta es la segunda forma:

Crea límites emocionales o «energéticos» para evitar que te agoten.

Eso significa darse un límite más allá del cual no puede ir sin hacerse daño: un límite de cuánto está dispuesto a darle a una persona en un momento dado.

Esto no es lo mismo que crear un muro para evitar crear archivos adjuntos, eso sí. Es solo una forma de poner un límite a la cantidad de energía que debe gastar en alguien y apegarse a ese límite. Eso significa dejar en claro para usted mismo que no debe sentirse mal por interrumpir temporalmente a alguien.

También significa tener control sobre tu propia vida, en lugar de dárselo a otra persona que podría estar tratando de manipularte.

Obviamente, esto suena más fácil decirlo que hacerlo. Así que aquí hay más pasos concretos que puede seguir para crear con éxito estos límites:

  • Siempre tenga en cuenta por qué mantiene la relación, y esté dispuesto a reevaluar esta decisión en cualquier momento.
  • No tomes sus problemas personales.
  • Identifica cuanto las palabras y las acciones de esta persona está cruzando la línea y para la interacción.
  • Siempre puedes replantear la interacción o cambiar el foco del tema por uno mas ligero.

Y, por encima de todo, recuerda que mereces a las personas que te aman y aprecian, personas que están dispuestas a devolver lo que tú estás dispuesto a darles, personas que enriquecen positivamente tu vida. 

Fuente

Loading...