------------------------------------- facebook pixel --------------------------------------------------------------- POPUP MAIL CHIMP mymoneytizer ads.txt teads.tv, 15503, DIRECT, 15a9c44f6d26cbe1
¿Has escuchado sobre la crisis de los 25? Aprende a enfrentarla 

¿Has escuchado sobre la crisis de los 25? Aprende a enfrentarla 

- Por

La crisis de los 25 afecta a miles de personas en el mundo, ¿eres una de ellas? conoce la siguiente información que te ayudará a enfrentarla con éxito y aprenderás a disfrutar de esta etapa de tu vida.

SOY CURIOSO, te acompaña en todas tus etapas

Loading...

8 Recomendaciones útiles para superar la crisis de los 25

Llegados los 25 años, y con este gran número haciéndote eco en la cabeza durante meses surgirán serias dudas y preguntas, lo que lleva a algunas personas a tener la crisis del cambio.

Este es un sentimiento de duda y estrés totalmente normal (pero temido) provocado por el crecimiento. En el sitio web Dictionary.com definió una crisis de la vida cotidiana como «una crisis que puede experimentarse en la veintena, e involucra la ansiedad sobre la dirección y la calidad de la vida».

Esta crisis de la mediana edad, que se define como: Un período de estrés psicológico que se produce a los 25 y que se cree que se desencadena por un evento físico, laboral o doméstico.

Tal como, la menopausia, la disminución de la destreza física, la pérdida de empleo o la salida de niños del hogar, para las personas entre los 40 y 50 años es una crisis para hacer una pausa y reflexionar sobre el curso de su vida, y hacer los cambios necesarios.

Pero para las personas de veintitantos años, una crisis de un cuarto de vida provoca el temor de comenzar una vida.

Puedo decir que cumplir 20 años da miedo, y lo mismo ocurre con 25. Al cabo de unos pocos años, se da cuenta de que ya no es un niño y que probablemente debería comenzar a descubrir su vida.

Todo se debe tomar con tranquilidad y no sirve de nada entrar en modo de crisis total. Si te encuentras con un poco de pánico ante la perspectiva de crecer, aquí tienes algunos consejos para ayudarte.

crisis de los 25

Fuente

1. Tómalo con calma

Puede que la pregunta que más este rondando tu cabeza es ¿Que estoy haciendo con mi vida?, aunque de hecho, estés asistiendo a la universidad o ya estés trabajando.

Lo que esperas en esta edad es que ya lo sepas todo, que todas tus ideas estén muy claras, es es lo que se supone que es lo que debe pasar.

Lo cierto es que unos pocos afortunados son capaces de descubrir exactamente lo que quieren de la vida, pero el resto de nosotros necesitamos más tiempo para crecer. Y eso está bien.

2. Un tiempo de reflexión

Es posible que el ritmo de vida no te de tiempo de entender tu edad y todo lo que estás experimentando. Si sientes que la crisis de los veintitantos te está robando la tranquilidad, es el momento para reflexionar.

Si tus compromisos y tu economía lo permiten, es muy buena idea que destines un buen tiempo para reflexionar sobre todo lo que deseas, o para aclarar todo lo que te hace sentir confundido.

Un viaje, un sitio tranquilo, un tiempo libre despegado de todo el caos que estás viviendo, recuerda después de todo eres un joven que aún está descubriendo el mundo.

Es un plan en el que sales  beneficiado por todos lados.

crisis de los 25

Fuente

3. No te acuses por los errores que has cometido

Es posible que ha esta edad ya unos cuantos errores te estén pesando bastante, como haber rechazado un excelente empleo o haberte equivocado de carrera; bueno algunos así, más sencillos o más difíciles de superar.

Te puedes estar sintiendo un fracasado, pero no te castigues, todo esto significa que que has vivido unas experiencias y lo más posible es más errores se escriban en tu camino.

Realmente lo importante es que aprendas de ellos y tu vida sea más amable.

4. La experiencia cuenta

Una forma muy efectiva de conocer la vida es por medio de la experiencia, es conocer cosas nuevas que te permitan crecer en muchos aspectos de tu vida, recordando el punto anterior, siempre teniendo en cuenta haber aprendido de los errores.

Conoce diferentes tipos de grupos de amigos, experimenta nuevos trabajos y ciudades, deja lo mejor de todos esto para ti, lo que no te agrada tanto aprende y déjalo en el camino.

Experimentar te ayudará a descubrir qué tipo de persona quieres ser, y pronto te resolverás con la que mejor te parezca.

5. Analiza tus metas

Cuando estamos en la adolescencia pensamos que podemos tomar el mundo en nuestras manos, pero jamás imaginamos que ese mundo fuera tan duro, hostil y en ocasiones reacio a todos los planes que teníamos.

Esto no quiere decir que los planes no tengan la oportunidad de hacerse realidad, solo que, a esta edad es necesario revisar la forma como pretendes alcanzarlos y redefinir alguna metas.

También puede que lo que pensaste que era tu pasión, ya no lo sea y que descubriste que lo tuyo es algo diferente, no hay nada más frustrante que desempeñarte en algo que no te gusta para nada. Una vez que lo hagas, podrás avanzar en la dirección correcta.

crisis de los 25

Fuente

6. Saltar obstáculos

Para saltar un obstáculo lo primero que debe pasar es que los identifiques. Los puntos que sabes que te hacen sentir muy estresado, que te confunden y sientes que están frenando tus proyectos.

Pero espera, no siempre es cuestión de mirar a tu alrededor y buscar culpables, un gran porcentaje de los obstáculos están en ti.

Puede ser falta de habilidades, miedo u otras personas. Inscríbete en cursos de desarrollo de habilidades o consígalo gratis en Internet. Supere su miedo al dividir tus metas en pequeñas tareas que parecen alcanzables.

7. ¡Oye! No eres viejo

Suspende este dicho de tus expresiones diarias, cuando hablas de que ya eres una persona vieja es como si estuvieras llegando al final de tu vida.

Piensa en esto, si te haces a la idea que ya eres un viejo por un lado creerás que es demasiado tarde para cumplir tus sueños, al fin y al cabo ya todo está por terminar.

Por otro lado «viejo» es una palabra que denota sabiduría, y eso es algo de lo que ce carece a los 25, es tiempo de tener una actitud de aprendizaje.

Todo tiene un tiempo, disfruta el que estás viviendo en este momento.

8. La fea costumbre de de compararnos

Los proyectos de vida son diferentes para todos. El ritmo en que las cosas empiezan a funcionar sucede de maneras diferentes en la vida de cada persona.

Recuerda que las prioridades también son diferentes para todos por tanto los resultados son distintos. Entonces no te compares, la verdad esto no te beneficia, al contrario te genera aún más estrés.

Es el momento de que valores tu vida, tus errores que te han regalado experiencia, tus metas cumplidas y los maravillosos proyectos que has preparado para tu futuro.

Es impactante encontrarse con la edad adulta, pero no permita que una crisis de un cuarto de vida lo desanime. Tómate un tiempo para reflexionar y descubrir qué es lo que quieres de la vida, y lo superarás perfectamente.

Comparte, la crisis de los 25 puede afectar a muchos.

Cargando...