Los teléfonos inteligentes han destruido la vida de una generación

Por Andrés Ocampo Curiosidades 31 Visitas
Enviar

¿Piensas que los teléfonos inteligentes han cambiado el estilo de vida? ¿Crees que es un efecto positivo o negativo? Después de leer este artículo tal vez tengas una posición más clara al respecto. Sigue leyendo, porque aquí te contaremos cómo es el impacto de los teléfonos inteligentes en la vida de los millenials.

¿Los teléfonos inteligentes han destruido la vida de una generación?

Teléfonos inteligentes

Jean M. Twenge psicóloga y escritora de The Atlantic Diario realizó una investigación que arrojó resultados sorprendentes. El siguiente es el testimonio con los hallazgos de la profesional.

El verano pasado llamé a Athena una joven de 13 años nacida en plena época de la tecnología. Ella tiene su Iphone desde que tenía 11 años y ahora no concibe su vida sin él. Ella me contó sobre sus canciones favoritas y le pregunté sobre lo que le gustaba hacer con sus amigos. Me dijo que iban al centro comercial, pero que no iba solo con sus amigos, sino que iban con sus padres y hermanos, y debían caminar a cierta distancia de ellos y estarse reportando cada 30 minutos.

Sin embargo los viajes al centro comercial son poco frecuentes, la cotidianidad de Athena transcurre en su habitación en compañía de su teléfono inteligente. A diferencia de los adolescentes de mi generación que se pasaban horas pegados del teléfono fijo. La generación de Athena tiene SnapChat, Facebook o Twitter, y pasan las horas interactuando con las publicaciones e incluso guardan comentarios o imágenes vergonzosas para luego sobornar a sus amigos. Según el testimonio de Athena pasó la mayoría del verano pasado encerrada con su Iphone y es por esto que no concibe su vida sin estos dispositivos.

Para definir las características de una generación es necesario que pase un tiempo prudente. Los millenials por ejemplo, son altamente individualistas, sin embargo mi preocupación era por la generación de Athena. A partir del 2002 se presentaron cambios abruptos en los adolescentes. Muchas de las características de la generación millenial empezaron a desaparecer, y por ejemplo la independencia típica de este grupo social no tiene mayor relevancia para la generación actual.

La mayor diferencia entre los millenials y sus predecesores es la forma de concebir la vida. Teniendo en cuenta que los procesos sociales modifican nuestra forma de relacionarnos con el mundo, este cambio empezó a notarse más fuertemente después de la recesión económica del 2007, sin embargo fue esta la época en que más del 50% de la población empezó a usar su teléfono inteligente.

La generación de los teléfonos inteligentes

Teléfonos inteligentes

Además del caso de Athena, hablé con más adolescentes para comprender que esta era una generación criada por los Smartphone. A esta generación opte por llamarla igen y comprende a los nacidos entre 1995 y 2012. Estos adolescentes no recuerdan la vida sin internet y antes de entrar a la secundaria ya tienen cuenta de Instagram. Una encuesta realizada en 2017 reveló que 3 de cada 4 adolescentes tienen Smartphone.

Uno de los efectos más latente de este cambio generacional es la falta de atención. Sin embargo el problema no se queda allí. Los teléfonos inteligentes han cambiado sus hábitos de vida radicalmente, influyendo totalmente en su forma de relacionarse con el mundo.

Otra de las conclusiones es que los adolescentes de ahora son más seguros que las generaciones anteriores. Son menos propensos a incurrir en accidentes automovilísticos o riñas, pero esto se debe a que prefieren permanecer encerrados. Asimismo son menos propensos al consumo de alcohol y otro tipo de sustancias. No obstante aunque esto pueda verse como positivo, la raíz es preocupante debido a que no tienen formas relacionales presenciales.

Todo lo anterior hace que sean adolescentes más vulnerables, y las tasas de depresión y suicido se han disparado desde 2011. Esta es la generación más propensa a los problemas mentales. Cada generación tiene sus características debido a los cambios en los modelos de crianza. Sin embargo en esta los teléfonos inteligentes ocupan un lugar importante.

Una de las conclusiones más aterradoras es que los adolescentes de esta época se sienten más infelices. Estos jóvenes no se sienten seguros saliendo de casa sin sus padres, haciéndolos más dependientes. Además tienen un conflicto entre el mundo real y el que les ofrece su dispositivo. Ellos se sienten más seguros hablando en un chat que en vivo y en directo. esto ha hecho que las relaciones sexuales disminuyan y el número de citas haya caído radicalmente.

Los padres se sienten cada vez más seguros pues tienen a sus hijos en casa, sin embargo esto les resta la posibilidad de apersonarse de su propia vida. Muchos de los adolescentes afirmaron que prefieren recibir las cosas de sus padres que luchar por una independencia que los obligaría a estar lejos de la comodidad de su teléfono inteligente.

Además del hecho de que son adultos tardíos, tienen más tiempo de ocio, tiempo que lo invierten de lleno en sus Smartphone en donde tienen su vida social.

En conclusión la aparición de los teléfonos inteligentes han construido una generación dependiente, con problemas de autoestima y depresión, incapaz de tener relaciones sociales normales y con miedo a enfrentarse al mundo.

¿Esto en realidad es evolución?

Comparte este artículo con tus amigos y ayúdalos a ser conscientes de lo que pasa en el mundo. Síguenos en nuestra página de Facebook: Soy Curioso para que disfrutes de más contenido.

También te puede interesar: Tecnología 2017: iPhone 7 Plus VS Samsung Galaxy S7 edge ¡Elige el mejor!

 

 

 

Enviar
Discusión